Avd. de Palomares 38, 41100 Coria del Río

Enfermedades oculares en verano

Enfermedades oculares en verano

Enfermedades oculares en verano

¿Conoces las enfermedades oculares en verano que pueden jugarte una mala pasada? En la época estival, solemos preocuparnos muchísimo de cuidar nuestra piel del sol, pero ¿y nuestros ojos? ¿Crees que no necesitan un cuidado especial en verano?

Las enfermedades oculares aumentan un 20% en verano por tres factores: la sal del mar, el cloro de las piscinas y los rayos ultravioleta.

 

Enfermedades oculares en verano

Enfermedades oculares en verano más comunes

  • Conjuntivitis: es una inflamación de la conjuntiva del ojo, que produce picor y ardor en los mismos. Puede ser de varios tipos: bacteriana, vírica, alérgica, por cuerpo extraño (lentillas) o traumática (golpe).
  • Queratoconjuntivitis, también conocida como Síndrome del Ojo Seco: se produce cuando la membrana de la superficie del ojo se enrojece y se inflama. La superficie del ojo se seca debido a la falta de lágrimas. Puede causar problemas visuales.
  • Queratitis: es una enfermedad que causa daños en la superficie de la córnea. Puede aparecer a causa de la sequedad ocular, por infección vírica o bacteriana, así como por otras causas, como alergias o sustancias irritantes. La luz se vuelve muy molesta , por eso es fundamental usar gafas de sol siempre.
  • Cataratas prematuras: la aparición de esta enfermedad ocular va asociada a la edad, pero la exposición a la luz solar sin la adecuada protección, puede hacer que aparezca prematuramente.

 

Enfermedades oculares en verano

Consejos para cuidar tus ojos de enfermedades oculares en verano

  • No uses lentes de contacto cuando vayas a la playa o a la piscina. El agua salada así como el de las piscinas pueden irritar nuestros ojos. Corremos el riego de contraer infecciones de diversa índole y también de sufrir sequedad ocular.
  • Te recomendamos el uso de gafas de natación, pueden estar graduadas y así evitas el riesgo de sufrir enfermedades oculares de verano como la temida conjuntivitis. Esta se suele producir por la excesiva cloración del agua en las piscinas.
  • Evita las largas exposiciones al sol. Si sientes picor o escozor en los ojos, nunca te los frotes, mejor acude al oftalmólogo.
  • Mantener una higiene adecuada: lavar siempre las manos, ya que son las que transmiten los microbios a los ojos y no compartas las toallas.
  • Usa sombreros y gafas de sol con filtros protectores para evitar el daño de las radiaciones solares. Lo ideal son las gafas de sol polarizadas.
  • No uses colirios que no hayan sido recetados por tu médico. Puedes agravar la situación de tus ojos.
  • No abuses del aire acondicionado, tus ojos te lo agradecerán. Si no hay más remedio, usa un humidificador, para prevenir la sequedad de los ojos.

 

Enfermedades oculares en verano

 

Si quieres saber más sobre enfermedades oculares en verano, puedes seguirnos en nuestras redes sociales, donde estarás al día de todo lo que tiene que ver con el cuidado de tus ojos. Estamos en Facebook y Twitter. También puedes visitar nuestra web y ver las ofertas y promociones que Óptica San José te ofrece.

¡Te esperamos!